PRIMER VIERNES SANTUARIO DEL CERRO DE LOS ÁNGELES

Viernes 3 de junio de 2022

Oración de los primeros viernes de mes | Beato Bernardo F. de Hoyos

«Reinaré en España, y con más veneración que en otras muchas partes» 

(El Corazón de Jesús al Beato Bernardo F. de Hoyos) 

«Dióseme a entender que no se daban a gustar las riquezas de este Corazón para mí solo, sino para que por mí las gustasen otros. Pedí a toda la Santísima Trinidad la consecución de nuestros deseos, y pidiendo esta fiesta en especial para España, en que ni aún memoria parece hay en ella, me dijo Jesús: Reinaré en España, y con más veneración que en otras muchas partes» (Beato Bernardo F. de Hoyos) 

La lectura de las revelaciones que Jesús había hecho a Santa Margarita María de Alacoque impresionó vivamente a Bernardo. Cómo Jesús, al mostrarle su Corazón, le dice lo apasionado de su amor por ella. También, su petición de oración cada noche anterior al primer viernes de mes, para acompañarle en la tristeza mortal que sintió en Getsemaní. Y, especialmente, la Gran Revelación, que había tenido lugar el 16 de junio de 1675: “Mira este Corazón que tanto ha amado a los hombres y que no recibe sino ingratitud… al menos, tú ámame”. Jesús le pide, además, una fiesta para honrar su Corazón: el primer viernes después de la octava del Corpus. Nada de esto se conocía en España. 

Bernardo, delante del Señor Sacramentado, se ofrece a su Corazón para cooperar a la extensión de su culto. Jesús le dice: “Serás mi instrumento”. Se va perfilando poco a poco su nueva vocación. 

El 14 de mayo de 1733, fiesta de la Ascensión del Señor, después de comulgar, Jesús le muestra su Corazón, todo abrasado en amor y condolido de lo poco que se le estima, rodeado de la corona de espinas y con una cruz. “Reinaré en España y con más veneración que en otras partes”, le dice Jesús. Es la Gran Promesa. 

Señor, hoy en día sí conocemos tus revelaciones a Santa Margarita. Y conocemos tus revelaciones al beato Bernardo. ¿Pero dejo que tu Corazón reine en el mío de verdad, con total veneración, en plenitud? ¿Te he entregado mi corazón en totalidad? En este mes de junio renuevo mi consagración a tu amado Corazón. Haz de mí lo que quieras hacer. Reina en mí. Y dame la Gracia de ser apóstol de tu Corazón, como nuestro hermano Bernardo, para que muchos te conozcan y amen.

JESÚS, MANSO Y HUMILDE DE CORAZÓN, HAZ MI CORAZÓN SEMEJANTE AL TUYO. 

Compositor e intérprete de la canción: Javier Salvado Romero.